Inicio » Salud » Demasiadas opciones: cómo escoger la toalla sanitaria correcta

Demasiadas opciones: cómo escoger la toalla sanitaria correcta

Una toalla sanitarea es uno de los instrumentos de aseo e higiene importantes en la vida de una mujer, pero con tantas opciones en (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

Si eres una mujer, entonces estamos dispuestas a apostar que temes—borra eso, detestas—ese momento del mes donde el flujo llega. Claro, tener tu periodo es un buen recordatorio de que no estás embarazada, pero también puede ser un verdadero dolor en la entrepierna. Lo sentimos, teníamos que decirlo. Los cólicos, hinchazón, irritabilidad y la constante preocupación de que tu toalla sanitaria tal vez filtre y arruine tus pants favoritos… tener tu periodo apesta.

Y si tu elección de protección  es una toalla sanitaria, puedes añadir estrés en cuanto a seleccionar la correcta a tu “lista de preocupaciones del periodo”. La verdad es que hay miles de opciones cuando se trata de escoger qué toalla usar, y desafortunadamente no es exactamente como un tema hot entre tus amigas, así que nunca sabes en realidad qué escoger o qué protección es la correcta para ti. Es hora de terminar este estigma adjunto con respecto a tener tu periodo, y es hora de comenzar a hablar sobre tu toalla sanitaria.

La cantidad de tollas en la vida de una mujer

Toallas sanitareas
Shutterstock

De acuerdo con Healthywomen.org: “La mujer promedio usa alrededor de 10,000 productos sanitarios durante su tiempo de vida”. Eso es MUCHO dinero, tiempo, y productos diseñados para recolectar y absorber mucho flujo menstrual con el paso de los años. Pero ¿cómo sabes qué escoger? ¿Por dónde empezar? Aunque hoy en día parezca como si la mayoría de las mujeres optaran por tampones, o incluso están probando la copa menstrual, las toallas sanitarias han existido por MUCHO tiempo, y la gente las ama por unas cuantas y muy buenas razones. Y si eres una de esas fanáticas leales de los tampones, entonces deberías saber que las toallas sanitarias han recorrido un largo camino desde que nuestras abuelas y madres cumplieron la mayoría de edad.

Ya no son como pañales para adultos, y no, no se sentirá como si te estuvieses sentando en tu propia sangre. Ew. De hecho, las toallas sanitarias son discutiblemente más confiables y vienen con menos riesgos que los tampones u otros productos sanitarios. Y tienes montones de opciones basadas en tus necesidades, tu cuerpo y tu confort. Las toallas vienen en una variedad de formas y tallas y hay toallas para la noche, toallas delgadas diseñadas para adolescentes, protectores transparentes, toallas con alas, toallas extra absorbentes… nos entiendes. Solo Always tiene más de 50 productos de toallas sanitarias de donde escoger. Entonces, ¿qué tipo de toallas son las correctas para ti? Aquí hay algunas cosas para reflexionar a la hora de escoger la toalla sanitaria de tu elección.

¿Toalla con alas o sin alas?

Shutterstock

Muchas toallas vienen con alas, u orejas de tela extra, que se extienden a los lados de la toalla sanitaria y se envuelven alrededor de tu ropa interior dando máxima protección para ti (y para tu ropa). Estas mantiene a tu toalla en su lugar, así que no se mueve por ahí conforme tú realizas tus actividades diarias, y te dan un poco de protección extra para que no tengas que preocuparte por los derrames.

¿Delgada o gruesa?

Shutterstock

Una de las partes más difícil de escoger una toalla es saber qué tan grande y gruesa debería ser ésta. Después de todo, quieres asegurarte que estás armada con el equipo adecuado para que absorba tu flujo menstrual, pero no quieres usar una tolla que parezca un pañal grueso a menos que sea absolutamente necesario. Las buenas noticias son que incluso hasta en tus días con el flujo más intenso, aún puedes usar toallas delgadas, por lo menos delgadas comparadas con los modelos previos.

Always Infinity provee máxima protección con el abultamiento mínimo, así que apenas notarás que estás usando una toalla, y puedes estar segura de que no filtrarás nada, incluso si tu flujo es intenso. Para los días más ligeros, puedes usar panty liners delgados para protección,  y estos días  los panty liners incluso vienen en una forma diseñada para tanga para que puedas sentirte protegida y uses tus bragas sexys favoritas. Si vas a estar usando tus toallas por un periodo largo (como para dormir), tal vez quieras optar por una tolla más gruesa con longitud extra y alas, solo para asegurarte de que no tengas una sorpresa desagradable a mitad de la noche.

¿Toalla reusable o desechable?

Un par de toallas sanitareas
Shutterstock

Otra opción para considerar es si quieres que tus toallas sean desechables (es decir, tu tiras tus toallas a la basura después de cada uso) o reutilizables (es decir, necesitas limpiarlas y reusarlas después de cada uso). Aunque parece desagradable reciclar una toalla, hay ciertas ventajas. Marcas como GladRags venden toallas y afirman que son buenas para tu cuerpo y buenas para el medio ambiente, al minimizar desperdicios y eliminando químicos usados para crear toallas desechables. Además es más barato porque en vez de comprar miles de toallas durante toda tu vida, solo compras unas cuantas que lavas y reutilizas.

Sin importar qué toallas escojas, asegúrate de monitorear tu flujo para que puedas ajustar tu toalla de acuerdo a eso. Womenshealth.gov sugiere: “Deberías de cambiar tu toalla antes de que se empape con sangre. Cada mujer decide por sí misma que funciona mejor”. Mantente al tanto de tu ciclo menstrual y evalúa qué es normal para ti. Luego experimenta con tus toallas hasta que encuentres una que te haga sentir cómoda, seca y libre de preocupaciones. Después de todo, tu periodo puede ser muy molesto, pero las toallas están aquí para ayudarte a superarlo sin derrame alguno y cero drama.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado