Inicio » Hoy » Instan al gobernador de California a firmar ley de apoyo para asilados

Instan al gobernador de California a firmar ley de apoyo para asilados

Defensoras de los inmigrantes en California instaron este jueves al gobernador Gavin Newsom a convertir en ley un proyecto (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock
  • En California se hace un llamado al gobernador para que firme una ley que asista a asilados
  • Se firma ley para evitar que asiáticos sean atacados por crímenes de odio
  • Joe Biden pide acabar con el racismo sistémico

Los Ángeles, 3 jun (EFE News).- Defensoras de los inmigrantes en California instaron este jueves al gobernador Gavin Newsom a convertir en ley un proyecto recientemente aprobado en la Legislatura que proporcionaría servicios sociales a los extranjeros a quienes se les concedió asilo y viven en el estado. El proyecto de ley Programa de Servicios Mejorados para Asilados (ESPA), presentado por la asambleísta demócrata Lisa Calderón, fue aprobado por unanimidad y ahora espera la firma del gobernador.

Anahita Panahi, organizadora de refugiados de California con la campaña We Are All America, dijo en un comunicado que instrumentar este programa “nos dará la oportunidad de asegurar el éxito en la integración en nuestra economía y sociedad de los asilados (residentes) en el estado”. Instó al gobernador demócrata a dar “un paso adelante y firmar el proyecto de ley ESPA para que California pueda liderar al resto del país con el ejemplo”.

La ley incrementaría la cantidad de trabajadores sociales

Shutterstock

California es el hogar del 34 % de todos los inmigrantes que obtuvieron asilo en 2019 en Estados Unidos, según datos de We Are All America. El proyecto de ley aumentaría la cantidad de trabajadores sociales asignados específicamente para ayudar a los asilados, proporcionando una gestión de casos competente y receptiva durante un máximo de 90 días.

La red de 18 agencias de reasentamiento de refugiados existentes en California y que ya implementan el mismo modelo de gestión de casos sería responsable de ejecutar los servicios para que los asilados reciban el apoyo que necesitan sin importar en qué parte del estado se encuentren, detallaron los activistas. Hussam Ayloush, director ejecutivo de International Rescue Committee, Council on American-Islamic Relations (CAIR CA), insistió en que la aprobación de este proyecto de ley “también pondrá a California a la vanguardia de la política de servicios de inmigración”. EFE News

Biden firma una ley para acabar con los crímenes de odio contra los asiáticos

Una ley que protegerá a los más vulnerables
Shutterstock

Con el apoyo de demócratas y republicanos, el presidente de EE.UU., Joe Biden, firmó este jueves una ley destinada a articular una rápida respuesta federal frente al incremento de los crímenes de odio que la población de origen asiático ha sufrido durante la pandemia. En un evento en la Casa Blanca, Biden dio las gracias a los dos partidos por haberse unido para aprobar una ley contra el “feo veneno que durante mucho tiempo ha perseguido y plagado esta nación”, en referencia al racismo y los crímenes de odio.

“Mi mensaje para todos aquellos que están sufriendo es: les vemos. El Congreso lo ha dicho, les vemos. Y estamos comprometidos a detener el odio y la discriminación”, prometió. El discurso de Biden, de unos 20 minutos, estuvo plagado de referencias a la misión que asumió cuando lanzó su campaña para las elecciones presidenciales de 2020: rescatar los valores de decencia e igualdad de EE.UU. para unir al país como si fuera uno, desterrando para siempre el odio.

Protección a los individuos asiáticos

Los asiáticos no deben de experimentar malos tratos
Shutterstock

La ceremonia tuvo un aire cordial con demócratas y republicanos riendo las bromas de Biden. Fue también la primera vez que se celebró en el interior de la Casa Blanca un evento multitudinario con la asistencia de casi 70 personas y sin la protección de las mascarillas desde que inicio la pandemia de Covid. A la ceremonia acudieron miembros de los dos partidos, quienes en las últimas semanas dejaron atrás sus colores políticos para aprobar la ley en el Congreso.

En concreto, la Cámara de Representantes aprobó esta semana el proyecto con 364 votos a favor y 62 en contra, todos del Partido Republicano; mientras que el mes pasado la iniciativa recibió el respaldo casi unánime en el Senado (94-1). En la ceremonia, también intervino la vicepresidenta de EE.UU., Kamala Harris, la primera mujer, primera afroamericana y primera persona de origen asiático en ocupar ese puesto.

Violencia contra inocentes

asiáticos odio
Shutterstock

Harris aludió al aumento de agresiones contra los asiático-estadounidenses y citó varios episodios de violencia, incluido el tiroteo que en marzo acabó con la vida de ocho personas, seis de ellas mujeres asiáticas, en Atlanta (Georgia). “Esa violencia -dijo Harris- no ha venido de la nada y nada de esto es nuevo. En mi vida, en mis experiencias, he visto cómo el odio puede invadir nuestras comunidades (…) He visto cómo puede impedir nuestro progreso. Y he visto cómo cuando la gente se une contra el odio, nuestro país se fortalece”. El objetivo de la ley firmada por Biden es hacer más fácil la denuncia de crímenes de odio mediante campañas de información. Además, los documentos necesarios para poner una denuncia estarán disponibles en internet en varios idiomas. Asimismo, se creará un nuevo puesto en el Departamento de Justicia que tendrá la misión de investigar los crímenes de odio relacionados con la pandemia.

Un estudio de la Universidad Estatal de California en San Bernardino indica que en el primer trimestre de este año hubo un incremento del 164% en los crímenes de odio contra estadounidenses de origen asiático con respecto al mismo periodo del año anterior, justo antes de la pandemia. Aunque nadie mencionó al expresidente Donald Trump (2017-2021) durante la ceremonia, algunas ONG atribuyen la reciente estigmatización de los ciudadanos con raíces en Asia a sus comentarios sobre la covid-19, que describía como “el virus de China”. El presidente Joe Biden  que “Estados Unidos se está levantando de nuevo”, al tiempo que pidió una expansión de los programas federales para impulsar la economía más allá de la pandemia de covid y expandir a gran escala la red de seguridad social a una escala no vista en décadas.

Biden pide acabar con racismo sistémico con motivo de centenario de masacre

Es vital acabar con la violencia
Shutterstock

Washington, 31 may (EFE News).- El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, expresó este lunes su compromiso de acabar con las “raíces del racismo sistémico” en el país, con motivo del centenario de la masacre de Tulsa (Oklahoma), donde una turba de blancos acabo con la vida de al menos 300 negros. Para conmemorar esta fecha el mandatario publicó una proclamación presidencial en la que instó a los estadounidenses a “reflexionar sobre las raíces profundas del terror racial” y comprometerse con “la eliminación del racismo sistémico”.

Entre el 31 de mayo y el 1 de junio de 1921 tuvo lugar la mayor masacre racista de la historia reciente de EE.UU., cuando una turba de blancos incendió y saqueó por completo Greenwood, uno de los barrios afroamericanos más adinerados de entonces en el país. Más de 1.200 viviendas fueron arrasadas, saqueadas y quemadas sin ley con la connivencia de las autoridades locales en una tragedia de la que a fecha de hoy se desconoce el número exacto de muertos porque nadie quiso investigar, aunque ahora los historiadores sitúan los fallecidos en al menos 300.

Dar oportunidades

Shutterstock

Biden recordó en el texto que familias y menores fueron asesinados a sangre fría y que unas 10.000 personas fueron dejadas sin techo. A esto se sumó que “en los años siguientes a la destrucción ocasionada por la turba siguieron leyes y políticas que hicieron imposible una recuperación”, dijo el presidente. Biden hizo referencia a ordenanzas locales y medidas adoptadas por el Gobierno federal que impidieron que los vecinos negros pidieran préstamos para la reconstrucción, o a la construcción de una autopista que dividió a esta comunidad. En consecuencia, “el ataque contra las familias negras y la riqueza negra en Greenwood persistió a lo largo de generaciones”, subrayó. Por ello, Biden consideró que el Gobierno de EE.UU. debe hacerse cargo y reconocer el papel que desempeñó en el pasado para arrebatar la riqueza y las oportunidades de ley a las comunidades negras.

En ese sentido, manifestó el compromiso de su Administración a la hora de admitir ese papel de las autoridades y de abordar las desigualdades raciales con “inversiones históricas” en la seguridad económica de las familias y programas con fondos para pequeños negocios en zonas desventajadas, entre otros. Biden se trasladará mañana a Tulsa para conmemorar este centenario, donde se reunirá con algunos de los supervivientes de esta masacre y tiene previsto pronunciar un discurso. Será el primer mandatario en el cargo que acudirá a la ciudad en esta fecha especial, y lo hace después de la ola de protestas por la justicia racial que ha vivido EE.UU. en el último año, desencadenadas por la muerte del afroamericano George Floyd tras ser asfixiado por policía blanco en Mineápolis (Minesota). EFE News

Continua artículo relacionado