Inicio » Entretenimiento » William Glenn Boyd-Crímenes de terror

William Glenn Boyd-Crímenes de terror

William Glenn Boyd fue el segundo asesino en ser ejecutado en el estado de Alabama desde 2011; sus víctimas, con quienes no guardó (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas

William Glenn Boyd fue el segundo asesino en ser ejecutado en el estado de Alabama desde 2011; sus víctimas, con quienes no guardó relación alguna, Fred Blackmon y Evelyn Blackmon, de 76 y 41 años, respectivamente, murieron a causa de varios disparos con un arma calibre .25.

Además de asesinato, Boyd fue acusado de secuestro y de solicitar rescate por la pareja. Al momento del secuestro, el criminal llevó a la pareja a un banco para que retiraran $5,000 dólares, haciéndoles creer que la hija de Evelynn se encontraba secuestrada, y que esa cantidad sería suficiente para liberarla.

El asesinato de Fred y Evelyn Blackmon

El 26 de marzo de 1986, William Glenn Boyd, en compañía de Robert Milstead, entró a la fuerza a la casa donde vivía la pareja conformada por Fred y Evelyn Blackmon, para secuestrarlos y hacerles creer que dos hombres habían secuestrado a la hija de Evelyn. Aunque la pareja accedió a retirar una fuerte suma de dinero para el rescate, los dos hombres procedieron a llevar a Fred y a Evelyn a un sitio apartado, donde los golpearon y los mataron de varios disparos.

Unas horas más tarde, Boyd y Milstead regresaron a la escena de los hechos para deshacerse de los cuerpos. El cadáver de Fred fue encontrado sumergido en un río, dentro de su automóvil, mientras que el de Evelyn se halló partido en dos dentro del río, a unos metros de Fred.

Arresto y juicio

El día de los hechos, la policía de Anniston notó a un vehículo sospechoso cerca de la casa donde vivía la pareja; gracias a esto, pudieron arrestar a William Glenn Boyd y a Milstead, quienes ayudaron a la policía a encontrar los cuerpos de Fred y de Evelyn, así como varios artículos que fueron utilizados como evidencia durante el juicio. Entre estos, se encontraban dos casquillos de calibre .25, rastros de sangre y cabello que correspondían con la descripción física de Evelyn y algunos restos de fibras textiles. 

Durante el juicio, William Glenn Boyd aseguró al jurado que había sido Milstead el autor de los dos asesinatos, pero después se supo que ambos actuaron en complicidad. Finalmente, Boyd admitió que “no sabía cuánta sangre fría tenía”, y accedió a servir como guía en la recuperación de los cuerpos. Tomando en cuenta la severidad de los asesinatos, el jurado recomendó la pena de muerte para ambos hombres.

Muerte

El 31 de marzo de 2011, 25 años después del crimen, William Glenn Boyd, quien en ese entonces tenía 45 años, fue ejecutado en punto de las 6:23 p.m. vía inyección letal, después de haber cumplido parte de su condena en la prisión Holman, en Atmore, Alabama.

Aunque rechazó decir unas últimas palabras, la última voluntad de Boyd fue cenar una porción de pollo, papas fritas, puré de manzana, un tomate y una bebida de naranja; además, el asesino solicitó un sándwich de albóndigas, uno de carne con queso, un café y una bebida.

Etiquetas:
Continua artículo relacionado