Inicio » Salud » 4 razones que indican que saltarse el desayuno es malo para la salud

4 razones que indican que saltarse el desayuno es malo para la salud

Si te preguntas porqué saltarse el desayuno es malo, te daremos un par de razones que seguro harán que dejes de realizar esto.

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
¿Es malo saltarse el desayuno? Según la ciencia, ¡sí! Y es que, de acuerdo con las estadísticas más recientes, 1 de cada 5 adultos se salta el desayuno, lo que equivale a un 20% de la población estadounidense; el 80% restante asegura consumir un desayuno balanceado cada día.

Los motivos por los que una persona se salta el desayuno pueden variar; para algunas, se trata de una forma de ahorrar tiempo, mientras que otras personas reportan no sentir apetito durante las primeras horas del día. Sin embargo, es importante recordar que un desayuno balanceado podría impactar positivamente en la salud de los seres humanos y evitar algunas enfermedades. Pero, ¿por qué es mala idea saltarse el desayuno? ¡Aquí te decimos 4 razones!

4. Aumenta la sensación de cansancio

Shutterstock

La falta de una rutina adecuada de alimentación deriva, en algunos casos, que las personas pasen largos periodos sin consumir alimentos. Saltarse el desayuno podría parecer una buena idea al principio, pero a largo plazo mostrará ser un factor que influye en el rendimiento físico, mental y anímico de las personas.

Al saltarte el desayuno, aumentarás el riesgo de sentirte cansado la mayor parte del día, pues tu cuerpo no estará recibiendo los nutrientes que requiere para funcionar correctamente. Esto ocasiona síntomas como: aumento de sueño durante el día, sensación de malestar y falta de concentración.

3. No comer un desayuno ocasiona cambios de humor

Mujer cansada por no comer desayuno
Shutterstock

Saltarse el desayuno es causa de cambios abruptos de humor; esto se debe a que, al realizar esta comida, el organismo recibe los carbohidratos que el cerebro requiere para regular los niveles de serotonina. Al no contar con ellos, suelen generarse cambios de humor que incluyen ansiedad, tristeza y enojo sin razón aparente.

¡No dejes que los cambios de humor arruinen tu día! Un desayuno balanceado de acuerdo a tus necesidades te permitirá alcanzar tus objetivos diarios sin distractores como el hambre, el sueño o la sensación de que tu cuerpo no está funcionando a su máximo potencial.

2. Podrías comer más durante el día

Desayuno con leche junto con frutas
Shutterstock

Saltarse el desayuno siempre es una mala idea; si olvidas desayunar de vez en cuando, quizá no sientas mayores efectos, pero si esto se convierte en un hábito, caerás en otras prácticas nocivas para tu cuerpo, como lo es comer de más a causa del exceso de hambre.

Cuando el cuerpo no obtiene los nutrientes necesarios, buscará la manera de hacer que sacies tu hambre para obtener energía, y muchas veces la necesidad de saciedad te llevará a consumir alimentos altos en azúcares o con exceso de grasas saturadas y carbohidratos que poco aportan a tu bienestar.

1. Saltarse el desayuno es malo para la salud cardiovascular

Shutterstock

A largo plazo, saltarse el desayuno es malo para la salud cardiovascular: Un estudio publicado en la revista American Medical Association llegó a la conclusión de que el 27% de los participantes mostró una mayor prevalencia a sufrir enfermedades coronarias cuando se saltaban el desayuno.

Otro riesgo asociado a esta práctica es la hipertensión, un mal silencioso que causa la muerte de más de 7 millones de personas al año y que puede ser evitado, en la mayoría de los casos, con una nutrición balanceada que incluya todos los grupos de alimentos en todas las comidas.

Continua artículo relacionado