Buscar
Aprieta "Enter" para buscar o "ESC" para cerrar.

¡Hágalo usted mismo! Consejos para reparar un grifo que gotea

Aprende sencillos consejos para reparar un grifo que gotea en tu hogar. Ahorra agua y dinero con esta guía para reparar grifos.
2024-01-04T21:25:54+00:00
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Cómo arreglar un grifo que gotea / FOTO: Shutterstock
  • Aprende a reparar un grifo que gotea.
  • No gastes dinero en un plomero.
  • Es un proyecto sencillo que puedes hacer tú mismo.

Lidiar con un grifo que gotea es un problema común, pero con un poco de conocimiento, es un problema que a menudo puedes solucionar por ti mismo.

Equipado con algunas herramientas esenciales como un destornillador y una llave ajustable, junto con paciencia y atención al detalle, puedes abordar esta tarea de manera efectiva.

Esta guía paso a paso te ayudará a diagnosticar el problema, identificar el tipo de grifo que tienes y te guiará a través del proceso de reparación.

Siguiendo estas instrucciones, no solo detendrás el molesto goteo y ahorrarás agua, sino que también adquirirás valiosas habilidades manuales.

El primer paso para una reparación exitosa

reparar un grifo que gotea, grifo, arreglar un grifo, agua, primer plano
FOTO: Shutterstock

El primer paso para reparar un grifo que gotea es identificar con precisión el tipo de grifo con el que estás tratando.

Los tipos más comunes incluyen grifos de compresión, de cartucho, de disco cerámico y de bola, cada uno con su mecanismo y estructura interna única.

Los grifos de compresión suelen tener dos manijas, una para agua caliente y otra para agua fría, mientras que los tipos de cartucho, disco cerámico y bola pueden tener una o dos manijas.

Comprender el tipo específico de tu grifo es esencial.

Reuniendo herramientas y cerrando el agua

Caja de herramientas, herramientas, llave inglesa, martillo, MundoNOW
FOTO: Archivo MundoNOW

Antes de comenzar la reparación, es importante reunir todas las herramientas y materiales necesarios para garantizar un proceso fluido y exitoso.

Las herramientas comunes para esta tarea incluyen un destornillador de cabeza plana o Phillips, una llave ajustable y posiblemente piezas de repuesto como anillos en O o arandelas, según el tipo de grifo y la naturaleza de la fuga.

Es crucial cerrar el suministro de agua antes de comenzar la reparación; esto se hace generalmente a través de las válvulas ubicadas debajo del fregadero.

Además, para evitar que pequeños tornillos o piezas caigan al desagüe durante la reparación, cubre el desagüe del fregadero con un paño o un tapón para el fregadero.

Abordar un grifo de compresión que gotea

mujer, hogar, reparaciones, fregadero, cocina
FOTO: Shutterstock

Reparar un grifo de compresión que gotea implica algunos pasos claros, comenzando con quitar la manija, que a menudo está asegurada por un tornillo ubicado debajo de una tapa decorativa.

Una vez que la manija esté fuera, usa una llave ajustable para desenroscar la tuerca de empaque, revelando el vástago de la válvula debajo, que es la fuente probable de la fuga.

En la parte inferior del vástago, típicamente encontrarás una arandela o anillo en O, que puede desgastarse y causar la fuga. Reemplazar esta pieza a menudo es todo lo que se necesita para arreglar la fuga.

Después de reemplazar la arandela o anillo en O, vuelve a ensamblar todo, vuelve a abrir el suministro de agua y verifica que la fuga se haya reparado con éxito.

Reparar un grifo de cartucho

hombre, cartucho, fontanero, reparación, fregadero
FOTO: Shutterstock

Para reparar un grifo de cartucho, comienza por quitar cuidadosamente la manija, lo que puede requerir aflojar un tornillo de ajuste según el diseño de tu grifo.

Una vez que la manija esté fuera, deberás quitar el clip de retención o la tuerca para acceder al cartucho dentro del grifo.

El cartucho, a menudo el culpable de un grifo que gotea, debe retirarse con cuidado e inspeccionarse en busca de signos de daño o desgaste, y reemplazarse si es necesario.

Además del cartucho, es aconsejable examinar y reemplazar los anillos en O si parecen desgastados o dañados antes de volver a ensamblar el grifo y volver a abrir el agua para probar si hay fugas.

Abordar las fugas en un grifo de disco cerámico

Grifo cerámico, bronce, fregadero, goteras, MundoNOW
FOTO: Shutterstock

Al reparar un grifo de disco cerámico, el proceso comienza con quitar la manija y la tapa de la roseta para exponer el cilindro del disco debajo.

Después de quitar el cilindro, verifica las juntas de neopreno en la parte inferior. Estas juntas son una causa común de fugas en los grifos de disco cerámico y pueden necesitar ser limpiadas o reemplazadas.

Si las juntas están sucias, limpiarlas puede resolver el problema, pero si están dañadas, es necesario reemplazarlas para detener la fuga.

Una vez que se hayan tratado las juntas, vuelve a montar el grifo, restaura el suministro de agua y verifica que el grifo se haya reparado con éxito y que la fuga se haya detenido.

Artículo relacionado
Regresar al Inicio