Inicio » Hoy » Internacional » Prohiben en la ciudad china de Wuhan el consumo de animales salvajes

Prohiben en la ciudad china de Wuhan el consumo de animales salvajes

Las autoridades en Wuhan, China, prohibieron el consumo de animales salvajes relacionado con la pandemia del coronavirus.

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Wuhan china consumo animales salvajes coronavirus
  • Las autoridades en Wuhan, China, prohibieron el consumo de animales salvajes relacionado con el coronavirus.
  • En esta ciudad se dieron los primeros casos del coronavirus, que se convirtió en una peligrosa pandemia.
  • En Wuhan la situación de control de la enfermedad ha mejorado y los asintomáticos tienen poca capacidad de infección.

La ciudad china de Wuhan, donde se originó el nuevo coronavirus, prohibió el consumo de animales salvajes y sus autoridades ofrecen dinero en efectivo a los granjeros para que dejen de criarlos, reporta este miércoles CBS News.

Con más de 11 millones de habitantes, la urbe adoptó medidas severas contra el comercio ilícito de especies exóticas, luego de presiones internacionales que han responsabilizado a esta práctica como la causante de la emergencia sanitaria mundial.

De ahí a que este miércoles, las autoridades locales en Wuhan anunciaran oficialmente la prohibición del consumo de todos los animales salvajes, así como la caza de ellos, con excepción de la “autorizada por el gobierno con fines científicos y de regulación”, aseguraron.

En lo relacionado con la cría de este tipo de animales en Wuhan, una zona reconocida nacionalmente como un “santuario de vida silvestre”, la orden aclara que solo se podrá hacerlo con fines no comestibles, lo cual será monitoreado por funcionarios.

Semanas atrás el gobierno central chino había la venta de animales salvajes como alimento a medida que el coronavirus se extendió por todo el mundo, citando el riesgo de propagación de enfermedades a los humanos”, recuerda en su reporta CBS News.

Si embargo, el comercio sigue siendo legal para otros fines científicos y medicinales, aunque varias investigaciones apuntan a que el nuevo coronavirus se pasó de murciélagos a los humanos a través de otra especie salvaje.

NUEVAS PRUEBAS EN WUHAN

Entretanto, Wuhan llevó a cabo más de un millón de pruebas de ácido nucleico durante la semana pasada y registró una importante bajada en la incidencia de los casos asintomáticos, informa hoy la prensa oficial, citada por la agencia de noticias EFE.

Según el diario estatal Global Times, la tasa de positivos asintomáticos cayó hasta 46 personas por cada millón a las que se ha realizado la prueba, mientras que en abril era de 660 por millón.

Este resultado demostraría, según las autoridades locales en Wuhan, que la situación de control de la enfermedad ha mejorado y que los asintomáticos tienen poca capacidad de infección, añade el reporte de prensa.

Global Times también se hace eco de las informaciones que aseguran que un estudio de anticuerpos con 11.000 personas mostró que un 5 % los poseían, lo que extrapolado a los 11 millones de habitantes de la ciudad podría suponer que unos 500.000 ciudadanos de Wuhan hubiesen contraído el virus en algún momento.

El diario estatal subraya que, aunque el estudio es iniciativa de las autoridades, esos resultados no han sido publicados por fuentes oficiales, según las cuales en esa ciudad, capital de la provincia central de Hubei, se han confirmado más de 50.000 contagios y se han producido 3.869 muertes.

Wuhan se encuentra actualmente inmersa en una campaña de test masivos -efectuados de forma gratuita a la población- que debería finalizar el próximo lunes.

No obstante, el subdirector del departamento de biología de patógenos de la Universidad de Wuhan, Yang Zhanqiu, recordó que hay diferentes criterios que varían por los distritos de la ciudad: por ejemplo, en algunos se efectúan pruebas tanto de ácido nucleico como de anticuerpos, mientras que en otros tan solo se lleva a cabo el primero de esos dos tipos.

Esta nueva campaña, según ese profesor universitario, se centra en grupos de población específicos como los ancianos y los jóvenes, así como en los residentes de la ciudad que carecen de empleos estables.

Estas secciones demográficas no habían formado parte de las anteriores rondas de pruebas, que se centraron en preparar a la ciudad para la vuelta al trabajo y a la producción.

En esas oleadas, Wuhan se centró en hacer pruebas a trabajadores sanitarios y del transporte público, profesores, empleados que llevan a cabo sus funciones de cara al público, cuidadores y otro personal de las residencias de ancianos.

La decisión de las autoridades de la ciudad se produjo después de que el 9 de mayo se registrase un contagio -y otros cinco más al día siguiente- que rompió con una racha de 35 días consecutivos sin registrar infección alguna por el coronavirus, según datos oficiales.

(Con información de EFE)

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado