Inicio » Entretenimiento » 10 cosas que puedes hacer con tu orina

10 cosas que puedes hacer con tu orina

La orina además de ser salir de tu cuerpo tiene otras funciones que puede que ayuden a diferentes sectores. Te brindamos un par que (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

¿Recuerdas el escándalo que Ke$ha causó cuando bebió de su propia orina en la serie de MTV Ke$ha: My Crazy Beautiful Life? La estrella podría haber estado haciendo algo bien. Tal como Coen van der Kroon escribe en su libro Montaña Dorada: La Guía Completa de la Orina (sí, es un libro de verdad): “Bebiendo tu propia orina y masajeándote con ella puedes permanecer completamente saludable y recuperarte desde los males más simples hasta las más serias enfermedades.” De hecho, por siglos su uso ha sido bien visto, y se ha pensado que tiene propiedades de curación especiales. Ahora, no vamos a recomendarte que cambies tu baño de burbujas por ese otro líquido amarillo, pero resulta que lo que has estado dejando ir por el inodoro en realidad sirve para muchas otras cosas. Aquí hay 10 usos extraordinarios que te pondrán a pensar:

1. Puedes lavar tu ropa

Una escultura de la antigua Roma de una mujer
Shutterstock

Actualmente los detergentes vienen en todas las variedades posibles. Pero, en la Roma antigua, no era así. En vez de eso, los lavanderos antiguos usaban diferentes agentes que contuvieran amoníaco y álcalis –dos de los cuales eran orina de perro y de humano- para quitar la suciedad de la ropa. Dejaban contenedores en las calles para que la gente orinara en ellos y se los llevaban una vez que estaban llenos.

2. La orina con el fijado en el entintado de la tela

En el pasado, los tintes vegetales se fijaban en la ropa usando una solución para que el tinte no se quitara. Por su alto nivel de amoníaco, una de las soluciones más populares era la ya-sabes-qué rancia. Las familias dejaban tarros afuera de sus hogares para recolectarla.

3. La orina blanquea tus dientes

Una mujer sonriendo
Shutterstock

Los romanos antiguos la usaban para blanquear sus dientes, pues el amoníaco los blanqueaba y quitaba las manchas. 

4. Esteriliza heridas

Si es producida por riñones saludables, es estéril. Sin embargo, puede contaminarse al salir el cuerpo. Por este motivo, y dada la falta de sustancias de limpieza más seguras, se dice que el cirujano de Enrique VIII, Tomás Vicary, recomendó que las heridas de batalla fuesen limpiadas y tratadas con orina. 

5. La orina trata condiciones de la piel

Mujer agarrando su brazo
Shutterstock

A pesar de lo que pensamos normalmente, no es un producto de deshecho. De hecho, está compuesta por un 95-98% de agua, y el resto es una combinación de hormonas, minerales y sal. Si no eres muy aprensiva, puedes tratar el acné, los eczemas y la psoriasis usando una toalla limpia y humedecida con un poco de orina y dejándola encima por algunos minutos antes de lavarlo. Se piensa que la matutina es la mejor para los tratamientos faciales pues las hormonas se concentran más durante la noche. 

6. Genera poder

¿Por qué tirarla por el inodoro cuando puedes usarla para cargar tu celular? En Nigeria, cuatro niñas crearon un generador motorizado que puede generar seis horas de electricidad con un litro de este líquido. Separa el hidrógeno de la orina, retira la humedad y empuja el gas de hidrógeno al generador. 

7. La orina trata la infertilidad

Shutterstock

Las mujeres que no responden a tratamientos de fertilidad con frecuencia reciben inyecciones de gonadotropinas –hormonas que estimulan los ovarios para producir folículos contenedores de óvulos-. Las gonadotropinas se producen usualmente en un laboratorio, pero también pueden ser extraídas de orina purificada. 

8. Úsala en composta y como fertilizante

Se sabe que el estiércol es un buen fertilizante, pero resulta que también hay usos para la orina en la jardinería. Contiene mucho nitrógeno, el cual es crucial para las plantas y es usualmente el componente principal de los fertilizantes comerciales. Después de observar a granjeros locales que orinaban sobre sus plantíos, investigadores de Nepal descubrieron que las plantas de pimientos que crecían en un suelo que contenía una mezcla de orina humana y composta crecían más y daban más pimientos. 

9. Conviértela en agua potable

Shutterstock

Dicen que la necesidad es la madre de la innovación, así que no es de sorprender que la NASA, que tiene que lidiar con los retos de viajar al espacio, haya creado el sistema de bolsa de ósmosis directa, el cual convierte al agua de desperdicio en agua que se puede beber. ¡Salud! 

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado