Inicio » Entretenimiento » Crímenes de Terror » Joey Metheny, El hamburguesero asesino-Crímenes de terror

Joey Metheny, El hamburguesero asesino-Crímenes de terror

Joey Metheny fue un asesino en serie conocido como El Hamburguesero Asesino; acusado de bastantes crímines. Te compartimos un resumen (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
murderpedia.org
Joey Metheny fue un asesino en serie conocido como El Hamburguesero Asesino; acusado de homicidio, secuestro y violación, el oriundo de Maryland, Estados Unidos, ha pasado a la historia por ser uno de los criminales más sangrientos de los que se tiene registro.

Una insaciable búsqueda de venganza hizo que el hombre matara a un total de hasta trece víctimas entre 1976 y 1966; todos los asesinatos cometidos por Joey Metheny ocurrieron en Maryland, pero únicamente pudo encontrarse evidencia que lo vinculara a cinco de los casos.

¿Dónde y cómo inició la vida de Joey Metheny?

Un criminal con un cuchillo
Shutterstock

Joseph Roy Metheny nació el 2 de marzo de 1953 en Baltimore, Maryland, Estados Unidos. Poco se sabe de su infancia, pero los abogados encargados de su defensa alegaron que la infancia de Metheny estuvo llena de abusos y maltratos por parte de sus padres, quienes lo enviaron a vivir en casas de acogida en numerosas ocasiones. A los 19 años, se unió al ejército de Estados Unidos y desde entonces perdió contacto con toda su familia.

A inicios de la década de los 90s, Joseph Metheny ya era adicto a la cocaína, a la heroína y a las bebidas alcohólicas, pero mantenía un trabajo como operador de grúas; sus compañeros de trabajo siempre lo describieron como una persona amable y cortés. En 1994, Metheny vivía con su pareja y el hijo de ambos, de seis años; sin embargo, ante el abandono de esta y la noticia de que los servicios sociales le habían quitado la custodia de su hijo, inició una redada de venganza que despertó su instinto asesino.

Los asesinatos de Joey Metheny

Un criminal con ropa manchada de sangre sosteniendo un cuchillo
Shutterstock

La ira de Joey Metheny por no encontrar a su pareja e hijo le originó una furia tal, que salió a la calle y se encontró a dos vagabundos, a quienes golpeó hasta matarlos y después los descuartizó. También mató a Kimberly Spicer, una trabajadora sexual a quien mató y descuartizó sin que nadie se enterara.

La misma noche que mató a sus dos primeras víctimas, Joey Metheny también asesinó a dos prostitutas y a un pescador que había sido testigo accidental de los hechos. Los cuerpos de estas tres víctimas nunca fueron encontrados. Su última víctima fue Rita Kemper, pero ésta pudo huir de Metheny para dirigirse a la policía y dar todos los detalles acerca del caso; gracias a Kemper, El Hamburguesero Asesino, quien entre sus confesiones declaró vender carne humana en forma de hamburguesas (lo que nunca fue comprobado) pudo ser arrestado después de años de sospechas.

Escalofriantes confesiones de Joey Metheny

Un detective interrogando a un criminal
Shutterstock

Cuando Joey, Joe, Metheny fue arrestado, la policía se encontró con una escena que no esperaba; en lugar de resistirse al arresto, el asesino confesó cada uno de sus crímenes y no dudó en decir que disfrutó cometer cada uno de ellos, además de asegurar que nunca se disculparía con las familias de sus víctimas.

En las investigaciones del caso, Joey Metheny, El Hamburguesero asesino, confesó nueve asesinatos e indicó que su modus operandi consistía en llevar bajo engaños a sus víctimas a lugares aislados, donde las atacaba. Después, tiraba sus cuerpos, pero guardó al menos uno de ellos para después cometer actos de índole sexual.

Juicio

Shutterstock

Durante el juicio, muchas de las acusaciones en contra de Joey Metheny fueron desestimadas debido a la falta de evidencia; incluso, en una ocasión, fue acusado de asesinato pero no pudo ser encarcelado debido a que las autoridades no encontraron pruebas suficientes para procesarlo.

Después de su último arresto, el acusado confirmó haberse desecho de varios cuerpos en el Río Patapsco. Extraoficialmente, Metheny se adjudicó diez asesinatos, y su defensa alegó que sus instintos asesinos y violentos tenían su origen en el abandono sufrido en su niñez y en la adicción a las drogas.

Sentencia

Shutterstock

En 1997, fue sometido a juicio por la tentativa de homicidio en contra de Rita Kemper. Por este caso, recibió una sentencia de 50 años de prisión. En 1998, fue condenado a la pena de muerte al ser encontrado culpable de la muerte de Kimberly Lynn Spicer.

En agosto de 1998, se declaró culpable de matar y asaltar a Cathy Ann Magaziner, una mujer de 39 años que se mantuvo en calidad de desaparecida por más de dos años. Por este caso, recibió una sentencia de cadena perpetua. Joey Metheny murió en la correccional de Cumberland, Maryland, el 5 de agosto de 2017.

Etiquetas:
Continua artículo relacionado