Buscar
Aprieta "Enter" para buscar o "ESC" para cerrar.

Sueño Millonario: Fernando Cortés, el hombre de las herramientas

Sueño Millonario te comparte la historia de Fernando Cortés, un hombre que con dedicación cumplió sus metas y hoy es dueño de un negocio.
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock, Historia de Fernando Cortés
  • Sueño Millonario te comparte la historia de Fernando Cortés.
  • Fernando llegó a EE.UU en 1998 con la intención de hacerse de una mejor vida para él.
  • Abiertamente, él admite que llegó como ilegal al país y que no fue nada fácil hacerlo.

La historia de Fernando Cortés refleja el concepto de dedicación. Un hombre originario del estado de Morelia, Michoacán. Para llegar a Estados Unidos, realizó una larga caminata. Cortés narra que esta caminata fue muy dura.

Sus compañeros algunos no soportaron y necesitaron ayuda debido a que sus pies quedaron con ampollas. Algunos no lograron cruzar.

Cuando él llega al país, se estableció en Georgia porque un amigo de la infancia fue a pasar la navidad con él a México y de ahí nació su inquietud de irse del país. Como su amigo tenía familia en ese estado, le ofrecieron estancia.

Aunque familiares le han insinuado que se traslade a estados donde ellos están, Fernando decide mantenerse en Georgia porque siente que es un estado donde se concentra demasiado trabajo y se desplaza luego a otros lugares.

La historia de Fernando Cortés

Limpieza, Cocina, Estufa, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Cuando comenzó a trabajar, lo hico en un hotel del centro de Georgia. Limpiaba las cocinas, los pisos y los utensilios de esta. Entraba a trabajar a las 10 de la noche y terminaba su turno a las 6 de la mañana. Tenía 1 hora de refrigerio.

En cuando a las horas a la semana, cubría 48 horas y el sueldo era $525 a la quincena, con dos días de descanso a la quincena.

No obstante, su suerte lo llevó a dedicarse a los autos. En el 2001 sus amigos le pedían que checara sus carros, pues ellos sabían que a él le gustaba y además sabía del tema.

Su padre fue quien le dio un consejo de aprender un oficio, pues este decía que si sabía hacer uno, a donde quiera que vaya podría desempeñarlo. Debido a su gusto por le mecánica, su decisión fue evidente.

El trabajo que comenzó todo

Llanta, Mecánico, Taller, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Una empresa que se dedicaba a la fabricación de colchones lo contrató para ser chofer. En una de sus diligencias, una llanta se echa a perder y la empresa la dice a Fernando que vaya a un taller para que la reparen.

Cuando llegó a ese llegar, le expresó a la persona encargada su interés por retomar ese oficio. Al momento de la entrevista una pregunta surgió.

El encargado del taller le preguntó si sabía hablar inglés, a lo que él respondió sí, pues ya había tomado clases anteriormente. Eso fue lo que le ayudó a que le dieran una oportunidad.

El encargado, más que por el conocimiento que Cortés pudiera tener, lo contrató porque era bilingüe. Ahora el encargado podría comunicarse más fácilmente con otras personas del talle que no sabían o entendían el idioma.

Su propio taller mecánico

Herramienta, Llave, Composición, Mecánico, Podcast
Shutterstock

Fernando trabajó 7 años para este taller. Durante este tiempo, el dueño le dijo que él tenía que tener sus propias herramientas para trabajar. Le aconsejó que se fuera haciendo de su material poco a poco.

Cortés siguió el consejo, aunque sus compañeros también le ayudaron en lo que él se hacía de sus propios materiales.

En el 2007, decide comenzar su propio negocio y encontró un pequeño espacio en un local y le rentaron este espacio. Hace énfasis en que gracias a la experiencia laboral que tuvo, fue que esto fue posible.

Ejemplo: el ya sabía conseguir piezas de auto, negociar con el cliente, administración, etc. Eso, en sus palabras, hizo toda la diferencia.

Los retos a superar

Pieza de carro, Taller, Metal, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Al principio, solo trabajaba con un carro en el taller. Los retos eran muchos.

Como el no tenía ningún acuerdo con alguna compañía de partes mecánicas, él tenía que ir a buscar la pieza, lo cual representaba tiempo que tenía que invertir.

Otro reto era que los clientes no podían llevar al taller el carro, por lo que él tenía que ir a buscar el automóvil, lo que, del mismo modo que lo anterior, representaba tiempo.

Debido a situaciones como esta, es que no podía tener tantos carros a la vez y esto se reflejaba en menos ganancias. Solo podía arreglar de 2 a 3 carros al día.

Sueño Americano

Taller, Pieza, Llantas, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Con el paso del tiempo, se fue haciendo de más clientes y necesitaba más espacio. El taller le rentó más espacio, pero, cuando el tiempo pasó, este se vio obligado a cerrar.

Afortunadamente, Fernando pudo comprar completamente todo el taller y se quedó con él. Menciona que la dedicación es fundamental para alcanzar metas y cree que eso fue lo que lo ayudó a conseguir el local.

Hoy comparte con Sueño Millonario que cuenta con un excelente equipo de trabajo y tiene una capacidad de atender hasta 12 carros. Sus clientes son particulares y empresas.

Fernando Cortés aconseja a las personas que quieren alcanzar el éxito que sean dedicadas, conozcan sus objetivos, que les guste lo que hacen, que persistan, pues si no existen esos ingredientes, difícilmente puedan conseguir lo que quieren.

Etiquetas: ,
Artículo relacionado
Regresar al Inicio