Inicio » Salud » Hierbas curativas: 15 hierbas medicinales para tener en tu alacena

Hierbas curativas: 15 hierbas medicinales para tener en tu alacena

Las plantas son una medicina de gran ayuda a la mano que debe tener tu hogar para que estés preparada. Te brindamos aquellas que no (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock
Por siglos, incluso antes de que la medicina occidental se convirtiera en el medio de atención primario en la mayor parte del mundo, las plantas han sido consideradas como herramienta principal para curar todo tipo de malestares. Algunas plantas tienen poderes medicinales para favorecer la cicatrización de heridas, disminuir la temperatura corporal y reducir la inflamación en caso de heridas o golpes de leves a moderados, entre muchas otras propiedades: ¡Conoce cuáles son las más poderosas!

Jengibre

El jengibre es conocido por ser uno de los ingredientes naturales más utilizados para restaurar la salud de las personas, especialmente cuando se trata de equilibrar el sistema inmune y reducir ciertos malestares. El jengibre guarda propiedades que ayudan a disminuir malestares como los vómitos, la diarrea y los mareos, además de que es altamente recomendado para combatir la gripe y los resfriados.

Manzanilla

Shutterstock

Esta hierba es una de las más buscadas para aliviar malestares como náuseas, diarrea o vómitos, y es una planta útil para restaurar la digestión y reducir los síntomas de la acidez o el reflujo. Entre las propiedades de esta hierba también se encuentra su utilidad para reducir el estrés, la ansiedad, los niveles de glicemia en la sangre y prevenir problemas cardíacos.

La cúrcuma es una gran medicina

Las propiedades antiinflamatorias de la cúrcuma, aunado a sus facultades antibacterianas, la convierten en el aliado perfecto para aminorar las molestias en caso de golpes y heridas. Se trata de una hierba rica en nutrientes y vitaminas como la niacina, el sodio, el calcio, el potasio, el cobre y el zinc; sin embargo, se recomienda consumirla de forma controlada para evitar malestares como náuseas o diarrea.

Una equinácea para los malestares

Flores para aliviar malestares
Shutterstock

La equinácea es una planta reconocida por la Agencia Europea del Medicamento y la European Scientific Cooperative on Phytotherapy para ayudar en el tratamiento de resfriados, gripas y algunos tipos de heridas. En el caso de las heridas, quemaduras o padecimientos cutáneos, se recomienda su aplicación tópica, aunque también es útil para tratar infecciones urinarias y casos severos de acné.

Gingko

El Ginkgo, una planta medicinal milenaria, ha sido utilizada desde hace más de 2.000 años para atender los malestares y síntomas asociados con la circulación y la salud cerebral, además de ayudar en el tratamiento de múltiples padecimientos. Esta planta ha sido utilizada para atender problemas de visión en personas con diabetes, asma, hipertensión arterial, hemorroides, migrañas, arteriosclerosis, conjuntivitis e incluso para dolores producidos por la menstruación.

La popular medicina de ginseng

Ginseng para ayudar con malestares
Shutterstock

El Ginseng es especialmente útil para fortalecer el sistema inmune; sin embargo, su uso se extiende hacia otras áreas como la mejora de la calidad de vida, de la salud cardiovascular y de la función sexual. Cuenta con un largo historial en la medicina asiática para el tratamiento de múltiples padecimientos como la hipertensión, la diabetes, las úlceras, la disfunción eréctil y la prevención del cáncer.

Medicina para calmarse con raíz de valeriana

La valeriana es una de las hierbas medicinales más utilizadas, incluso Hipócrates, el padre de la medicina, recurrió a la valeriana para combatir algunas enfermedades, haciendo de esta hierba una de las más buscadas hasta el día de hoy. La raíz de valeriana posee propiedades relajantes para relajar los músculos, disminuir el dolor provocado por golpes y heridas y, también, para combatir los síntomas de la depresión y la ansiedad.

Caléndula

Shutterstock

La caléndula es una planta versátil que puede ser utilizada con fines estéticos, antisépticos, antiinflamatorios, antivirales y digestivos para personas de todas las edades, incluso de bebés. Por supuesto, su uso debe ser avalado por un médico, pero se ha comprobado que la caléndula es especialmente útil para mejorar la circulación, favorecer la cicatrización de heridas y aliviar los dolores musculares.

Cayena

Por siglos, la cayena ha sido utilizada como un analgésico natural, gracias a sus propiedades antiinflamatorias; sin embargo, uno de sus beneficios principales recae en la prevención de diferentes tipos de cáncer. La cayena es especialmente útil para reducir los malestares derivados de infecciones dentales, golpes de leves a moderados, dolores de cabeza, así como para mejorar la salud cardiovascular.

Diente de león

Shutterstock

Las infusiones con diente de león contribuyen de manera positiva con el funcionamiento del organismo, siempre y cuando no interfiera con los tratamientos indicados por un médico especialista. La ciencia respalda el uso del diente de león para mejorar la digestión y favorecer la salud renal, actuando como un diurético natural; además, contribuye con la desinflamación y la estimulación de la insulina.

Lavanda

No es sorpresa que uno de los aceites esenciales más utilizados sea el de lavanda, y es que estas flores poseen importantes propiedades que estimulan la desinflamación, favorecen la cicatrización y ayudan en el tratamiento de numerosas enfermedades. Esta planta es utilizada para combatir la ansiedad, el estrés y la depresión, pero también para mejorar la calidad del sueño, reducir los dolores de tipo reumático y acelerar la curación de heridas tópicas producidas por quemaduras o mordeduras de insectos.

Orégano

Orégano molido para preparar remedio para malestares
Shutterstock

¿Ya conocías los beneficios del orégano? ¡Es mucho más útil de lo que imaginas! Su alto contenido vitamínico y nutricional, hace que esta planta mejore el sistema inmune y combata resfriados e infecciones. El orégano es capaz de luchar contra ciertos tipos de bacterias y virus, además de ser recomendado para ingerir en caso de padecer osteoporosis o arteriosclerosis, gracias a la beta-cariofilina.

Bálsamo de limón para los malestares

El bálsamo de limón, también conocido como melissa o “néctar de la vida”, es una planta perteneciente a la familia de la menta que ayuda a combatir ciertos virus y a mejorar la salud estomacal y cerebral. Esta planta es conocida por brindar alivio en casos de indigestión, insomnio, estrés y ansiedad, aunque también es capaz de proteger a la piel y brindar numerosas propiedades antioxidantes y anticancerígenas.

Menta

Shutterstock

Rica en vitaminas, minerales y fibra, no es de extrañar que la menta sea una de las hojas más utilizadas para la preparación de tés, ungüentos y suplementos para el tratamiento de virus y bacterias. Es especialmente útil en caso de infecciones virales y gripas gracias a sus propiedades descongestionantes y expectorantes, que permiten conseguir un alivio más rápido sin tener que recurrir siempre a la medicación.

Romero

Otra de las plantas aromáticas que poseen numerosas propiedades es el romero, conocido por ayudar a mejorar la salud estomacal, previniendo los espasmos y favoreciendo una correcta digestión. Asimismo, es útil para el tratamiento de padecimientos como la hipertensión, los problemas respiratorios, los dolores de cabeza, la caída del pelo, e incluso la depresión y la ansiedad.

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado