Buscar
Aprieta "Enter" para buscar o "ESC" para cerrar.

Profe Claudio Nieto: Fases ovulatoria y lútea

La mujer pasa por diferentes procesos que el hombre y el más claro se marca con el ciclo menstrual que vive cada mes.
2024-02-12T13:58:19+00:00
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Fase ovulatoria, Shutterstock
  • Profe Claudio Nieto te explica un poco de las fases ovulatorias.
  • Las fluctuaciones hormonales, como el estrógeno y la progesterona, impactan en el cuerpo y la mente durante el ciclo menstrual.
  • Ajustar las rutinas de ejercicio, alimentación y cuidado según la fase del ciclo menstrual es clave para optimizar el bienestar.

En nuestro recorrido por el complejo y fascinante mundo del ciclo menstrual, hemos explorado la crucial primera fase, la folicular.

Ahora, dirigimos nuestra atención hacia dos etapas igualmente significativas: la fase fértil y la fase lútea. Estas fases no solo son relevantes para las mujeres, sino también para nosotros, los hombres.

Recordemos que el ciclo menstrual se compone principalmente de tres fases: folicular, ovulatoria y lútea. En la fase folicular, observamos un aumento en la hormona estrógeno y en la hormona folículo-estimulante (FSH).

Durante la fase fértil, los óvulos maduran y se produce una mayor secreción de estrógenos, cuya cantidad es analizada por el hipotálamo para determinar el grado de madurez.

La fase ovulatoria

Ovarios, Aparato reproductor femenino, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Posteriormente, el hipotálamo genera altas cantidades de la hormona luteinizante (LH), lo que provoca la liberación del óvulo maduro, dando inicio a la fase ovulatoria.

Durante esta etapa, el óvulo viaja hacia el útero, marcando los días de mayor fertilidad en la mujer.

Es importante destacar que durante estos días fértiles, las posibilidades de concebir aumentan significativamente.

Esta es la base de los test de ovulación, que detectan niveles elevados de LH en la orina, indicando el momento óptimo para la fertilización.

La fase central

Archivos, Examen, Resultados, MundoNow, Podcast
Shutterstock

La fase ovulatoria, o «fase central» del ciclo, generalmente dura entre uno y cuatro días, coincidiendo con los días 11, 12, 15 y 16 del ciclo menstrual.

Durante esta fase, se produce un pico en los niveles de estrógeno y testosterona, lo que puede reducir el apetito y aumentar la libido.

Muchos atletas aprovechan este período para ajustar ligeramente su ingesta calórica, ya que la disminución del apetito puede facilitar la pérdida de grasa, además de que el metabolismo basal y la temperatura corporal tienden a aumentar.

Estas hormonas también contribuyen a un aumento de la fuerza muscular, lo que sugiere la oportunidad de intensificar los entrenamientos en deportistas de competición.

Precauciones

Mujer, Lesión, Pies, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Sin embargo, es importante tener precaución, ya que durante la ovulación hay un mayor riesgo de lesiones debido al incremento repentino de fuerza, que puede superar la capacidad articular para soportarlo.

Tras la ovulación, entra en juego la fase lútea, que abarca desde el final de los días fértiles hasta los días previos a la menstruación. Durante esta etapa, el cuerpo produce progesterona, que equilibra los efectos del estrógeno.

La progesterona reduce el grosor del revestimiento uterino y previene el cáncer de mama, entre otros beneficios.

También estimula la actividad de la glándula tiroides y reduce la inflamación, facilitando la recuperación muscular y promoviendo la relajación.

Efectos colaterales

Tristeza, Ansiedad, Mujer, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Sin embargo, la falta de progesterona puede desencadenar síntomas como ansiedad, irritabilidad y retención de líquidos.

Es fundamental mantener una dieta equilibrada durante esta fase, priorizando grasas saludables y reduciendo la ingesta de carbohidratos refinados.

Además, algunos suplementos como GABA, magnesio y vitamina B pueden ayudar a mitigar posibles déficits de progesterona.

En cuanto al entrenamiento, se recomienda ajustar la intensidad y centrarse en actividades cardiovasculares suaves al principio de la fase lútea.

Fases del ciclo

Tranquilidad, Fases de ovulación, Chica, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Lo anterior debido a la menor sensibilidad a la insulina y al aumento del uso de grasas como fuente de energía.

En resumen, comprender las diferentes fases del ciclo menstrual y sus implicaciones hormonales no solo es crucial para la salud reproductiva de la mujer, sino también para optimizar el rendimiento físico y mental en ambos sexos.

Conocer y respetar los cambios hormonales a lo largo del ciclo menstrual nos permite adaptar nuestras rutinas de ejercicio, alimentación y autocuidado para lograr un bienestar integral.

Profe Claudio Nieto se despide de ti y espera que esta información te sea de uso. ¡Hasta la próxima!

Etiquetas:
Artículo relacionado
Regresar al Inicio