Inicio » Clima » Biden declara emergencia en Mississippi por la falta de acceso a agua potable

Biden declara emergencia en Mississippi por la falta de acceso a agua potable

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, declaró el estado de emergencia en Mississippi por la falta de acceso al agua potable.

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
estado emergencia Mississippi
Foto: AP / Video: MN
  • El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, declaró una emergencia en Mississippi por la falta de acceso al agua potable
  • Biden ordenó el envío de ayuda federal para los más de 150.000 residentes que están sin acceso a agua potable
  • Una bomba potabilizadora colapsó tras varios días de fuertes lluvias

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, declaró una emergencia en Mississippi y ordenó el envío de ayuda federal para los más de 150.000 vecinos de Jackson, la capital del estado, que están sin acceso a agua potable después de que fallara una bomba potabilizadora tras varios días de fuertes lluvias.

En un comunicado, la Casa Blanca informó de que la orden de Biden conlleva que el Departamento de Seguridad Nacional y la Agencia Federal de Manejo de Emergencias (FEMA por sus siglas en inglés) coordinen toda la ayuda federal, con el objetivo de identificar, movilizar y proveer material y recursos necesarios para aliviar el impacto de la emergencia.

Biden declara estado de emergencia en Mississippi

estado emergencia Mississippi
Foto: AP

El gobernador de Misisipi, el republicano Tate Reeves, declaró anoche el estado de emergencia por la falta de agua potable y los reservistas de la Guardia Nacional del Estado están ahora haciendo todo lo posible para distribuir agua embotellada en Jackson, reseñó la agencia Efe.

El sistema de agua potable de Jackson lleva años en crisis por la falta de recursos para renovar su infraestructura, pero la situación empeoró este mes con las lluvias torrenciales que cayeron en la ciudad y otras localidades del centro del Estado.

¿Cómo solucionar el problema?

agua
Foto: AP

Esas lluvias provocaron la subida del nivel del río Pearl y fallos en una de las dos plantas potabilizadoras de Jackson, que distribuye gran parte del agua potable a la ciudad. El gobernador de Misisipi, el estado más pobre del país, está intentando contratar a alguna empresa que pueda arreglar la planta potabilizadora, según dijo la noche del lunes en una rueda de prensa.

Sin embargo, arreglar todo el sistema de agua de Jackson costaría unos 200 millones de dólares, explicó la semana pasada el alcalde de la ciudad, el demócrata Chokwe Antar Lumumba. Esos 200 millones suponen más del doble de los 75 millones de dólares que fueron asignados a la ciudad para reparar su sistema de agua en la ley de infraestructuras que el Congreso aprobó el año pasado.

Partes de Jackson sin agua

Mississippi
Foto: AP

Partes de Jackson estaban sin agua corriente el martes porque las inundaciones exacerbaron problemas de larga data en una de las dos plantas de tratamiento de agua. La ciudad de 150.000 habitantes ya había estado bajo aviso de hervir el agua durante un mes porque el Departamento de Salud encontró agua turbia que podría causar problemas digestivos, reseñó AP.

El alcalde Chokwe Antar Lumumba dijo que el sistema de agua de Jackson tiene problemas por la escasez de personal y “décadas de mantenimiento diferido”. Dijo que la entrada de agua de la lluvia torrencial cambió la composición química necesaria para el tratamiento, lo que ralentizó el proceso de llevar el agua a los clientes. Las autoridades no han ofrecido información sobre cuándo volverán a tener acceso a agua potable los vecinos de Jackson.

Áreas enfrentan posibles inundaciones

jackson
Foto: AP

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Karine Jean-Pierre, dijo a los periodistas el martes que el gobierno federal está preparado para ayudar a Mississippi a responder a la crisis del agua. Ella dijo que el estado no había pedido ayuda a FEMA con el transporte de agua potable en camiones, y se negó a decir por qué. Jean-Pierre dijo que los funcionarios de la Casa Blanca han estado en contacto con los funcionarios locales y el Departamento de Salud del estado.

“Estamos comprometidos a ayudar a la gente de Jackson y el estado de Mississippi durante este momento de necesidad urgente”, dijo el presidente Biden. Una casa se inundó el lunes, pero el alcalde dijo que el agua no subió tanto como se esperaba. Proyecciones anteriores mostraban que entre 100 y 150 edificios en el área de Jackson enfrentaban posibles inundaciones.

Continua artículo relacionado