Buscar
Aprieta "Enter" para buscar o "ESC" para cerrar.

Mitos y leyendas: el colibrí que recuperó el tabaco

Cuenta una leyenda que un colibrí fue el único capaz de traer de regreso el tabaco luego de que este fue secuestrado inesperadamente.
2024-04-24T17:10:05+00:00
Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
El colibrí que recuperó, Shutterstock
  • Mitos y leyendas te comparte la leyenda del colibrí que recuperó el tabaco.
  • Una mujer se ve en problemas cuando la planta desaparece.
  • Todos los animales intentan rescatar al tabaco pero sólo uno fue capaz de lograrlo.

En tiempos remotos, cuando humanos y bestias compartían la misma lengua, existía solamente una única planta de tabaco en todo el mundo.

De todos los rincones del globo, llegaban buscadores de la planta. Todo marchaba bien hasta que los ávidos gansos de Dagul’ku saquearon la planta y huyeron hacia el sur, donde la resguardaron celosamente.

Pronto, humanos y bestias empezaron a padecer enormemente por la falta del tabaco.

Una anciana, que había sufrido largamente, se debilitó tanto que todos temían su inminente muerte, sabiendo que solo el tabaco podría salvarla. Esta venerada mujer tenía a todos preocupados.

Plan para recuperar el tabaco

Ave, Plumaje, Naturaleza, MundoNow, Podcast
Shutterstock

La preocupación fue tanta que decidieron convocar un Consejo y trazar un plan para recuperar el tabaco arrebatado. Determinaron que las bestias deberían recuperar la semilla.

Una tras otra, las bestias intentaron alcanzar la planta, pero cada vez que los gansos de Dagul’ku las detectaban, las eliminaban antes de que pudieran acercarse.

Desde el más imponente hasta el más diminuto, los cuadrúpedos fallaron. Entonces, el topo propuso que él lo intentaría.

Todos vieron esperanza en la idea, pues el topo podía excavar un túnel bajo tierra para alcanzar la planta sin ser visto.

El topo falla

Topo, Tabaco, Tierra, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Avanzó con sigilo y se aproximó a la planta, pero los gansos de Dagul’ku lo habían rastreado y aguardaban junto a la planta. Al emerger, compartió el mismo destino que los demás.

El Consejo se llenó de opiniones encontradas tras este fracaso. Nadie encontraba la manera de recuperar el tabaco de las garras de los codiciosos gansos de Dagul’ku. Ninguna otra bestia quería intentarlo.

El Colibrí había estado atento a todos los planes y decidió proponer uno propio. Informó al Consejo que él podría traer de vuelta la planta.

Lo miraron con incredulidad debido a su diminuto tamaño. ¿Cómo podría lograrlo? Él afirmó que lo haría y se ofreció a demostrarlo.

Intento

Bosque, Pequeño, Ave, MundoNow, Podcast
Shutterstock

Lo llevaron a un prado donde había una planta visible para todos.

Le ordenaron que se posara sobre ella sin ser visto.

Voló hasta el prado, se posó sobre la planta elegida y retornó tan velozmente que cuando quisieron verificarlo, ya estaba de regreso en el centro del Consejo.

Impresionados por su proeza, decidieron darle una oportunidad.

El colibrí recupera el tabaco

Tierra, Seca, Tabaco, MundoNow, Podcast
Shutterstock

El Colibrí no lo dudó, se dirigió directamente a la planta de tabaco, justo bajo las narices de los gansos de Dagul´ki, que ni siquiera sospecharon de su presencia.

En un abrir y cerrar de ojos, con su largo pico cortó la parte superior de la planta que contenía hojas y semillas, para luego regresar al círculo del Consejo.

Para entonces, pensaban que la anciana había fallecido, pero al soplarle el humo del tabaco por la nariz, la mujer gritó “Tsa’lu”, abrió los ojos y recobró su fuerza.

Mitos y leyendas se despide de ti por el momento y espera que la leyenda del colibrí que recuperó el tabaco haya sido de tu agrado. ¡Hasta la próxima!

Etiquetas:
Artículo relacionado
Regresar al Inicio