Inicio » Salud » Gente pacífica: Comunicación no violenta (CNV) y por qué funciona

Gente pacífica: Comunicación no violenta (CNV) y por qué funciona

La paz no puede lograrse mediante acciones bélficas, ya que violencia solo genera violencia. La comunicación no violenta puede que (...)

Suscríbete a Nuestro Boletín
Recibe por email las noticias más destacadas
Shutterstock

¿Sabes lo que es la CNV o comunicación no violenta? Comunicarse con otra persona rara vez es una tarea fácil. Ya sea que estés tratando de dar a conocer tu punto de vista a tus colegas, vecinos, amigos o familiares, encontrar las palabras para representar cómo te sientes puede ser difícil. Y hacer que otros escuchen puede ser todavía más difícil. Aunque algunas veces se siente que las acciones dicen más que las palabras, la violencia no es la respuesta. La comunicación bien intencionada, inteligente y no violenta, es la clave para expresar correctamente lo que piensas y sientes, mientras también creas una comunidad segura y una coexistencia pacífica.

Así que, ¿qué es exactamente la comunicación no violenta? “La comunicación no violenta está basada en los principios de la no violencia—el estado natural de la compasión cuando no hay violencia presente en el corazón”. Está basada en la teoría que la gente es buena y compasiva por naturaleza, y que aprenden el comportamiento violento de sus alrededores. Si nosotras, como personas, podemos llevar nuestras acciones lejos del camino de la violencia, y en vez de eso nos concentramos en desarrollar una conexión más profunda y de entendimiento hacia otros, el mundo será un lugar mucho mejor.

La forma de comunicación

Dos mujeres en plática
Shutterstock

Para ponerlo en términos más simples, imagina que le estás diciendo a tu pequeño que use palabras amables para pedir un juguete, en vez de patear, gritar y presionar hasta que escuches. Es así de simple. Practicar la CNV para una comunicación efectiva parece no tener ciencia, y aun así, nuestras emociones, frustraciones y nuestra incapacidad de encontrar las palabras correctas para comunicar lo que intentamos decir, hace que sea todo un reto. Pero también es una parte crucial para resolver conflictos en nuestro hogar y en nuestros alrededores.

La comunicación no violenta puede salvar amistades y matrimonios; puede fomentar un sentido de confianza y alegría en nuestros hijos; y puede inspirar y empoderar a una comunidad entera. El proceso de la comunicación no violenta fue desarrollada en los años de 1960, por Marshall B. Rosenbeg,Ph.D., quien creía que: “Lo que otros  hacen quizá sea un estímulo para nuestros sentimientos, pero no la causa”.

Cómo funciona esta comunicación

Amigas en plática
Shutterstock

El basó todas sus enseñanzas y libros de autoayuda en la noción de que, si nos concentramos en lo que está bien y está mal en vez de lo que le han hecho a nuestra persona y cómo los otros se han comportado, entonces seremos capaces de prosperar y vivir  a nuestro máximo potencial. Así que, ¿cómo funciona la CNV? Y si es una manera de comunicarnos tan buena, ¿por qué no todos la utilizan? Hablemos del cómo primero.

El primer paso para la comunicación no violenta, es tomar nota de lo que está sucediendo a tu alrededor, simplemente observando, no juzgando. El segundo paso es considerar cómo esas observaciones te hacen sentir, y el tercer paso es decidir qué necesitas basado en tus valores y emociones. El último paso es el más importante— necesitas pedir claramente lo que te gustaría, sin mandar.

El tono de la voz

Shutterstock

Las palabras clave son “pedir claremente”. No necesitas usar la fuerza, actitud o ira para hacerte entender, simplemente necesitas pedir lo que necesitas de manera amable para enriquecer tu vida. Pero necesitas ser concisa e ir al grano. Así que, ¿por qué la comunicación no violenta funciona para la comunicación efectiva? Para empezar, la violencia muchas veces es enfrentada con más violencia. Si usas la fuerza física para dar tu mensaje—ya sea que lo estés comunicando con una persona o un grupo—tus oponentes y escuchas son más propensos a dejar de escucharte y empezar a refutar.

Es de naturaleza humana defenderte cuando te sientes en peligro, y la confrontación violenta rara vez termina con un resultado exitoso para cualquier grupo. En una Ted Talk del 2013, (narrado en un artículo para el Washington Post) la politóloga, Erica Chenoweth, explicó que cuando ella observó la resistencia violenta contra la resistencia no violenta en los últimos 100 años, encontró que había una tasa mucho mayor de éxito de los esfuerzos no violentos. Sus hallazgos apoyan que: “Usar la violencia, también tiende a reducir el apoyo público para un levantamiento”.

Cambios en la vida

Shutterstock

Más allá de los beneficios de la no violencia a gran escala en casa, en tu familia o en tu carrera, la no violencia también puede llevar a cambios de vida benéficos. Primero que nada, puede llevar a ambientes y relaciones construidas con confianza y cooperación, en vez de conflicto y confusión. Puede ayudarte a dejar de comunicarte por la criticar y culpa, y en vez de eso a concentrar tu energía en compasión y comprensión.

Tus seres queridos se sentirán más seguros, más apreciados y más respetados, permitiéndote así comunicarte de maneras más efectivas y saludables. Serás capaz de identificar tus propias necesidades y las necesidades de otros, sin recurrir a tácticas agresivas para hacer que las cosas se lleven a cabo, y sobre todo, te sentirás más satisfecha, en paz y feliz en tu vida diaria. Y aunque quizá no sea fácil,  al final del día, ¿no todas queremos pasar nuestra vida llenas de alegría, compresión y logros, en vez de pasarla con ira, juzgando, temiendo y estresadas?

Etiquetas: ,
Continua artículo relacionado